24 agosto, 2018 9:37

Senadores provinciales de CAMBIEMOS defendieron el ajuste universitario

24th agosto, 2018, 9:37 AMSenadores de la UCR y el PRO se negaron a votar un proyecto para que el Gobierno nacional explique el retraso de fondos. CAMBIEMOS argumentó su voto en contra diciendo que “el presupuesto universitario es récord” y que habría que analizar “la administración de las universidades”. También desmintieron la paralización de […]

Senadores de la UCR y el PRO se negaron a votar un proyecto para que el Gobierno nacional explique el retraso de fondos. CAMBIEMOS argumentó su voto en contra diciendo que “el presupuesto universitario es récord” y que habría que analizar “la administración de las universidades”. También desmintieron la paralización de obras en la UNER.

senado provincial

El bloque de senadores provinciales de Cambiemos se negó a votar un proyecto de Comunicación que reclama al Gobierno nacional información sobre “los retrasos en el envío de partidas a las universidades nacionales, en particular a la Universidad Nacional de Entre Ríos para su funcionamiento y explique los motivos y fundamentos del retraso en el envío de las partidas presupuestarias a la UNER, que viene sosteniéndose desde el año 2016”.

La iniciativa del bloque del PJ que apoyó el senador Héctor Blanco (Todos por Tala), surgió a partir de la preocupación por el retraso en el envío de fondos expresada por el rector de la UNER, Andrés Sabella, a las autoridades provinciales, y pretende conocer “las razones que originan la demora del envío de partidas presupuestarias, los montos totales adeudados especificando la deuda correspondiente, si hay una fecha estimada de normalización de las partidas, si se han tomado medidas para evitar futuras demoras y si se prevé una actualización presupuestaria prevista ante los incrementos en las tarifas y servicios que deben afrontar las universidades para poder funcionar”.

El texto finalmente se aprobó por mayoría, ya que Cambiemos votó en contra.

Los senadores Raymundo Kisser (Paraná), Francisco Morchio (Gualeguay), Nicolás Mattiauda (Gualeguaychú), Roque Ferrari (Victoria), Beltrán Lora (Nogoyá), Miguel Piana (Federación) y Rogelio Schild (Diamante) se negaron a acompañar el pedido sobre un tema “preocupante” que en las últimas horas adquirió mayor tensión tras la toma por tiempo indeterminado de la Facultad de Trabajo Social de la UNER, medida a la que se plegó Ciencias de la Educación.

Los argumentos de la bancada de Cambiemos para oponerse al proyecto fueron expresados por el senador del departamento Diamante, Rogelio Schild, quien justificó la negativa del bloque afirmando que “ya se han ocupado del tema y se han hecho las consultas pertinentes”.

Según Cambiemos, el conflicto que mantiene cerradas 57 universidades en todo el país, tiene “dos variables”: “la cuestión del presupuesto y el reclamo salarial”. “Entendemos que los gremios tratan de buscar las mejores posibilidades para ellos y para la universidad”, relató.

Después opinó que “los informes que le fueron enviados (desde el gobierno nacional) le muestran que el presupuesto universitario representa un record entre lo solicitado y lo otorgado en el marco del Consejo Interuniversitario, que alcanza el 96 por ciento”.

“Habría que ver cuáles son los reclamos en concreto sobre los retrasos, pero nos informan las autoridades competentes que los gastos corrientes se liquidan dos meses después de realizados. Siguen en marcha las obras presupuestadas”, aseguró.

Agregó que “la mayoría de las universidades tienen balances superavitarios”, por lo que intentó cuestionar “la administración de las universidades, que en 2018 tienen 103.000 millones de pesos, y en los dos últimos años el presupuesto se incrementó en un 104 por ciento quedando por encima de la inflación”, dijo.

El bloque de Cambiemos defendió asimismo que “en los dos últimos años se consolidaron los acuerdos salariales (con los docentes universitarios) y esto permitió dialogar sobre otros temas como la capacitación, la jerarquización y la formación de grados”, agregó el senador Schild.

Sostuvo que la UBA, “en congruencia con el esfuerzo del gobierno nacional en esta materia, ha comunicado que, en virtud de la cantidad de días perdidos por las medidas de fuerza gremiales, se ha decidido extender la finalización del tercer trimestre, del primero al quinto año; y segundo cuatrimestre del sexto año, hasta el siete de diciembre”, y que las mesas de examen “serán del 12 al 31 de diciembre”.

Schild dijo que el gobierno nacional “les ha informado que seguirán haciendo los esfuerzos para que los salarios docentes estén acotados a lo que marque la depreciación por los índices inflacionarios”.

Fuente: Noticiauno